Avances

Ultima hora

El Despecho



El Despecho
El despecho viene del latín despectus (desprecio, menosprecio). Hablar del despecho cuando hay desamor es como tratar de detener el tiempo. Ese que nos deja vencidos para no recordar una separación. Sin embargo el recuerdo nos tortura pensando lo que una vez fue y que ahora no puede ser. No se equivocó López de Vegas cuando dijo “el amor tiene fácil la entrada pero difícil la salida”, muchas veces no se le dice la verdad a la pareja por no herirla, pero con las acciones destrozamos lo que una vez fue color de rosas. Según los científicos dicen que es el exceso de dopamina la cual podrá durar alborotada hasta los dos años. Y es ella la causante de estas situaciones por eso todo lo vemos hermoso e inventamos hasta lo imposible para hacer sentir muy bien a nuestra pareja y por su puesto a ella le sucede igual, hasta que comienzan las contradicciones y a ver los defectos y se comenzará a nombrar la típica palabra enemiga del amor como lo es la rutina para hacerle sentir al otro como una alerta que comenzó a aparecer el aburrimiento. Por supuesto que siempre habrá uno que pierde porque tal vez nunca sospechó que tal día sucedería y comienza la autoflagelación con el despecho acompañada de tristeza, melancolía, nostalgia, depresión hasta sentirse inferior ante el nuevo invasor que conquistó a su ex pareja o al contrario si fue la dama que lo conquistó a él. Como también se puede aplicar el viejo axioma de un clavo saca otro clavo. Por supuesto en lo que particularmente no creo. A veces es una herida tan profunda que no te da tiempo de cerrarla o tardará años para superar dicho evento.  La buena noticia, por otra parte, es que de todo se aprende y, como decía Nietzsche, lo que no nos mata nos hace más fuertes, es allí cuando comienzan a escucharse las canciones de Julio Jaramillo “Nuestro juramento”, “Por qué lloran tus ojos”, “Rondando tu esquina”, “Devuélveme el corazón”, “Mi muchachita” y otras. O Los Panchos con temas como “Perdida”, “Basura”, “De qué manera te olvido, “Un siglo de ausencia”. O canciones de Darío Gómez conocido artísticamente como el Rey del despecho el que popularizó “Nadie es eterno en el mundo”. La música de despecho tiene una particularidad que toca los sentimientos más íntimos y tan profundamente como los amores no correspondidos, los cuales te pueden llevar a la angustia, a la desesperación, por cierto que hay canciones con esos título como “Angustia”, interpretada por Celio González con la otrora sonora Matancera y “Desesperación”, cantada por Nelson Pinedo y la misma Sonora Matancera. Con razón el escritor, doctor en psicología especialista en autoestima Walter Riso dice que estas canciones atentan contra la salubridad pública. Sin embargo en América Latina es hasta cultural este tipo de comportamiento. Por otra parte hay una canción húngara llamada Gloomy Sunday es una célebre canción escrita por el compositor húngaro Rezső Seress en 1933. Domingo sombrío conocida popularmente como la canción del suicidio o la canción maldita, debido que cuando se grabó murieron diecinueve personas, otros hablan de más de cien las cuales se suicidaron escuchándola e incluso el mismo compositor que desesperado por no poder crear una nueva canción se lanzó desde la ventana de un edificio. A la larga como dice el tema del Son 14
En el amor
Nunca se llega a saber
Con qué cosa es que se gana
Y cuando se llega a perder.

El Despecho Revisado por La Lupa Tv on marzo 04, 2018 Calificacion 5

No hay comentarios:

Grupo Editorial La Lupa 2015, C.A. RIF: J-40647216-6. Dirección: Avenida Victoria, C.C. Unicentro. Local A-7 (PB) La Victoria Edo. Aragua. Teléfonos: 0244-3212666 (Recepción-Clasificados) / 0244-3232261 (Redacción-Denuncias). Contáctanos: prensa@lalupa.com.ve - Todos los derechos reservados Diario La Lupa © 2016 - 2017
Tecnología informática de: Sistema La Lupa, Diseñado por Sweetheme

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.